La Feria,

Turistas y locales impulsaron la reactivación económica en la Feria

turistas-y-locales-impulsaron-la-reactivacion-economica-en-la-feria

Entre eventos oficiales y privados, en Medellín se respiró un aire de optimismo económico durante agosto que se vio reflejada en una derrama económica importante.

Con el tradicional Desfile de Silleteros, celebrado ayer en el Atanasio Girardot, cerró una versión más de la Feria de las Flores. Este año todos los ojos estaban puestos en el megaevento debido a que se trataba del primero de este tipo celebrado desde el comienzo de la pandemia y a que era la apuesta de la Alcaldía para impulsar la reactivación económica de la ciudad. A pesar de que las entidades oficiales reportaron un balance muy positivo, en los diferentes escenarios se sintió que la afluencia de público fue menor de lo esperado.

De acuerdo con el reporte de la Alcaldía de Medellín, en esta edición de la Feria se registró un gasto por parte de los participantes de 30 millones de dólares, siete más que en 2019 que es el año de referencia. De estos ingresos, se calcula que hubo una inversión de $1.335 millones de pesos en los silleteros; aunque en las fincas se registraron menos turistas que en años anteriores, según un miembro de la familia Londoño de Santa Elena.

En cuanto a la cantidad de visitantes que entraron al territorio, las autoridades reportaron el ingreso de 27.400 turistas, de los cuales aproximadamente 17.000 eran extranjeros; casi 10.000 menos que en 2019. Sin embargo, esto representó una ocupación hotelera del 70% durante las semanas en las que se desarrolló la Feria, lo cual está por encima de las estimaciones que hizo la Subsecretaría de Turismo en los días previos al inicio del evento.

Buen público, a pesar del agua

El clima durante los diez días de feria, inusual para agosto en Medellín, estuvo pasado por agua. A pesar de esto, la mayoría de las citas tuvieron muy buena afluencia de público. En los eventos oficiales, el ingreso estuvo restringido y solo se admitieron las personas que se registraron previamente en la plataforma designada, en un intento por controlar el aforo. Efectivamente, en los escenarios con entradas agotadas, no se permitió el ingreso de más personas.

Según los cálculos de la Alcaldía, a los diferentes acontecimientos de la Feria asistieron 54.896 personas. En el Atanasio Girardot reportaron casi cupo completo con cerca de 15.000 asistentes; a las distintas celebraciones en el escenario Colombia de Ciudad del Río fueron 17.805 personas; en el escenario Futuro en el Teatro al aire libre Carlos Vieco, 5.478 personas; en el escenario Conexión de Plaza Gardel, 6.488 asistentes y el Centro Cultural Vásquez tuvo 4.374 visitantes.

No obstante, otros eventos no reportaron tanta afluencia como fue el caso de las dos ferias que se celebraron en la Vía Primavera de El Poblado. “En el bazar del 14 de agosto nos fue bien en términos generales, pero llovió mucho durante gran parte del día y el público fue escaso. Eso nos entorpeció muchísimo lo que habíamos planeado. En el del fin de semana pasado, tanto la asistencia como las ventas estuvieron regulares”, comenta Luz Estela Roldán, de la junta directiva de la Corporación Vía Primavera.

En definitiva: la Feria de las Flores fue un evento fundamental para continuar con la reactivación económica de la ciudad y, aunque todavía no se registran los mismos niveles prepandémicos, el gasto de los locales y turistas contribuyó a fortalecer industrias que ha sido fuertemente afectadas como la cultura, el arte y el entretenimiento.

Compartir
shares